La perla de tu abuela

Lúbrico, ardiente, rosado,
verdadera caja de Pandora
que más vale no abrir.

Mon valle, tu peseta.
Papudas, estrechas y entreabiertas.
Antes a lo afro y ahora sin melena.
La concha de tu madre.
La perla de tu abuela.

El ojo chino de dios.
El garaje de mi SEAT panda.
Este parece un pozo.
Este otro no me agrada.
Y este tan jugoso,
me lo papo de una sentada.

0 comentarios: