P´al Cairo

Corcel indomable trota;
Las huellas de libertad
que me dejas en la arena
me vuelven cual difunto
entre lánguidas palmeras,
oasis en el desierto Y
Estupidez de primavera.

Me hablarás en árabe
sobre el templo de karnak.
¿Recuerdas nuestra plática
de anteriores estancias?
Como llueva. Barrizal.
Hundirme en las huellas
que dejaste pensando en mí.

Corcel, ve, apresúrate,
sigue a orillas del Nilo
trotando al mismo olvido.
Pierdo el gobierno de mi ser
contemplando la perfección
de tus curvas a lo lejos,
malgastando las lágrimas
en terreno saharaui.

Desaparece por la duna que has venido.
Yo me voy a El cairo.
No caeré aquí como los mongoles, vencido.
Pues me voy a El cairo.
Tampoco soy Tutankamón.
Por eso me voy a El cairo.
Trota para Alejandría corcel…

Que yo me voy a El cairo a ver las pirámides de Giza, la Gran Esfinge y el bazar de Khan El Khalili .

0 comentarios: